Civiles defienden derecho a «patrullar» en Barahona

Spread the love

 

SANTO DOMINGO.- Representantes de 59 juntas de vecinos, asociaciones religiosas y comunitarias de Barahona, agrupados en el Batallón Comunitario, denunciaron este viernes que son víctimas de una ola de represión por parte del general Máximo Báez Aybar, a quien acusan junto a varios de sus oficiales subalternos de impedir su trabajo comunitario de prevención del uso de las drogas.

Al dar la información, Miguel Ángel Pérez Arias, vocero del Batallón, sostuvo que esa organización sin fines de lucro trabaja desde hacen años orientando y educando a los jóvenes de la comunidad en la prevención y rehabilitación de adictos, pero que desde que el general Báez Aybar llegó a la provincia les ha prohibido realizar esas labores sociales, que dijo, incluyen la reconstrucción de viviendas a personas de escasos recursos económicos.

“Ese trabajo de combatir la delincuencia, de educar y orientar a la juventud para que no caiga en las drogas, parece que le molesta a ese general y a su asistente de apellido Castillo, quienes junto a cinco tenientes, nos están impidiendo trabajar por la comunidad, porque parece que lo que estamos haciendo afecta de alguna manera sus intereses,”, explicó Pérez Arias.

Entre las irregularidades que atribuyen a Báez Aybar y algunos de sus oficiales, cito el caso del “macuteo” y los “peajes” que realizan agentes en los barrios, así como la alegada agresión contra uno de sus dirigentes, que se identificó como José Nicolás Vargas.

Al final de la rueda de prensa celebrada en el restaurante Vizcaya, en esta capital, marcharon hasta el Palacio de la Policía, para entregar al jefe de la institución, mayor general Manuel Castro Castillo, un documento de protesta contra el supuesto comportamiento irregular de Báez Aybar como comandante de la plaza de Barahona.

Niega acusación

Consultado por la vía telefónica en momentos en que se encontraba reunido en el Consejo Superior Policial, en el palacio del cuerpo del orden, en la capital, el general Báez Aybar negó la acusación, aclarando que esa institución es respetuosa de los derechos de los ciudadanos.

Dijo que algunos de los miembros de la organización realizan actividades irregulares como es el uso de uniformes militares y carnets identificándose como policías voluntarios.

Dijo que bajó ninguna circunstancia las autoridades policiales van a permitir que personas civiles anden por las calles de esa provincia ejerciendo funciones de vigilancia y prevención de delito, acciones que recordó son actividades propias de la Policía.

 

Facebook Comments Box

Notimundo

Instituto Dominicano De Periodismo (IDP)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.